La Corte de Apelaciones de Carolina del Norte bloquea el descubrimiento ‘gravoso’ en la demanda de la Beca de Oportunidad

N.C. Appeals Court blocks ‘burdensome’ discovery in Opportunity Scholarship lawsuit


La Corte de Apelaciones de Carolina del Norte ha emitido nuevas órdenes que bloquean toda actividad en una demanda que impugna el Programa de Becas de Oportunidad del estado. Eso incluye descubrimientos “engorrosos” dirigidos a múltiples escuelas privadas.

“Todos los procedimientos adicionales en el asunto mencionado anteriormente, incluido el descubrimiento, se suspenden en espera del fallo de este corte sobre la moción para desestimar” el caso, según una de las dos órdenes presentadas el martes. Uno respondió a una solicitud de los líderes legislativos estatales. El otro abordó una petición de padres que apoyan el programa de becas.

Las órdenes del martes en Kelly v. State of N.C. siguieron a una suspensión temporal otorgada el 24 de marzo.

Los defensores de las becas se habían quejado de las tácticas legales empleadas por los demandantes que impugnaba la OSP.

Plaintiffs’ lawyers had been engaging in “extensive,” “burdensome, ” and “voluminous third-party discovery into the religious beliefs and practices of dozens of private religious schools, ” according to one court filing.

El descubrimiento se refiere al intercambio de información entre las partes en un procedimiento legal. Ayuda a determinar las pruebas que se pueden utilizar durante un juicio.

Está previsto que la Corte de Apelaciones decida si la demanda permanecerá en manos del juez de la Corte Superior del condado de Wake, Bryan Collins. Los jueces de apelación podrían transferir el caso a un panel de tres jueces.

“Esta apelación se trata de quién decidirá si quitar o no las becas educativas a miles de niños de Carolina del Norte de bajos ingresos: un solo juez de primera instancia o un grupo de tres jueces”, según una moción presentada por Marie Miller del Instituto de Justicia. IJ representa a los padres que defienden a OSP.

“Para evitar que un solo juez cierre todo un programa estatal basado en la creencia errónea de que es ilegal, la Asamblea General de Carolina del Norte decidió que los desafíos faciales a las leyes estatales ‘serán escuchados y determinados por un panel de tres jueces’”, dijo Miller. “Sin embargo, el tribunal de primera instancia se negó a transferir esta demanda a un panel de tres jueces, a pesar de que la demanda busca desmantelar el Programa de Becas de Oportunidad ‘en su totalidad’”.

El descubrimiento no debe reanudarse hasta que la Corte de Apelaciones decida qué corte procederá con el caso, argumentó Miller.

“[A]pelaciones como esta sobre quién debería ‘escuchar y determinar’ un caso inherentemente abarcan cosas como supervisar el descubrimiento”, escribió Miller. “Por lo tanto, tiene sentido suspender los procedimientos de descubrimiento mientras esta Corte resuelva quién debe supervisarlos. En segundo lugar, las preguntas preliminares sobre este caso, incluida la suficiencia legal de los alegatos de muchos o todos los reclamos de los apelados, así como el alcance del descubrimiento, no pueden responderse hasta que la apelación pendiente resuelva qué tribunal debe responder esas preguntas”.

“La mayor parte o la totalidad del voluminoso descubrimiento en curso de los Apelados podría resultar innecesario, desperdiciando no solo el tiempo y los recursos de las partes, sino también los de las docenas de escuelas privadas de quien creencias y prácticas religiosas son el objetivo principal del descubrimiento de los Apelados. ”, agregó Molinero.

El Programa de Becas de Oportunidad ahora ayuda a más de 20,000 estudiantes de familias de bajos ingresos a inscribirse en más de 500 escuelas privadas. Con una beca disponible más grande y elegibilidad de ingresos ampliada en 2022-23, el programa ha visto alrededor de 9,500 nuevos solicitantes para el próximo año escolar. Eso es según el grupo Padres por la Libertad Educativa en Carolina del Norte.

La eventual elección de la Corte de Apelaciones entre Collins o un panel de tres jueces depende de la naturaleza de la demanda.

La demandante principal, Tamika Walker Kelly, es la directora de la Asociación de Educadores de Carolina del Norte, la filial estatal de la unión de maestros de la Asociación Nacional de Educación. Los uniones de maestros han estado entre los oponentes más vocales de los programas de elección de escuela como las Becas de Oportunidad.

Kelly y otros críticos argumentan que el Programa de Becas de Oportunidad es inconstitucional en su aplicación a las circunstancias de los demandantes particulares en el caso. Los defensores de las becas responden que la demanda no es en realidad un desafío constitucional “tal como se aplica”. Por el contrario, equivale a una impugnación “facial” porque desafía la constitucionalidad de la ley de becas “en su cara”.

La ley estatal exige que las impugnaciones “faciales” sean escuchadas por paneles de tres jueces designados por el presidente de la Corte Suprema de Carolina del Norte.

El Programa de Becas de Oportunidad ya ha sobrevivido a un desafío facial. En 2015, la Corte Suprema del estado dictaminó, 4-3, que el programa podía continuar. 



Source link